En contraA favor 0,63% Están a favor

Danos tu opinión

Propuesta ciudadana Nº 570

Hoy se abre en la Web de la RIS3 Andalucía el proceso participativo para recibir opiniones y comentarios sobre el ANÁLISIS y la DAFO del SISTEMA ANDALUZ DE INNOVACIÓN.

Este proceso permanecerá abierto desde el día 27 de noviembre hasta el próximo 27 de diciembre de 2013, tiempo durante el cual los ciudadanos podrán expresar sus observaciones y hacer sus comentarios sobre los trabajos hasta ahora realizados.

Esperamos las opiniones y aportaciones, en la consideración de que enriquecerán el resultado de los trabajos.

Los documentos se pueden leer y bajar en la pestaña Documentos de esta web: http://ris3andalucia.es/documento/analisis-ris3andalucia/

Publicada el: 27 noviembre 2013

Categorías:

7 respuestas

  1. jose cabrera troya Responder ↓

    hola, mi pregunta es con tanta innovación de mercado, que ocurre con la ciencia básica,por ejemplo la que estudia los comportamientos, como mejorar el bienestar las prestaciones desde los usuarios y usuarias.

    • Editor Responder ↓

      Buenos días,

      Muchas gracias por su interés en la Elaboración de la Estrategia de Innovación de Andalucía 2014-2020 (RIS3ANDALUCÍA).
      En relación con la cuestión que nos plantea, hemos de decir que los planteamientos propuestos por la RIS3 por supuesto que se preocupan por la investigación básica como motor del desarrollo y el crecimiento futuros en los que Europa es y seguirá siendo un referente mundial. Esta investigación básica es el pilar fundamental en el que se asienta el conocimiento y el desarrollo de la sociedad, por lo que seguirá ocupando un papel fundamental en nuestra RIS3Andalucía.
      No obstante, estas nuevas propuestas pretenden responder de alguna manera a la denominada en los círculos académicos “paradoja europea” según la cual se observa que estando los investigadores europeos en las principales posiciones en cuanto a resultados y publicaciones de primer nivel, sin embargo no se consigue trasladar esas investigaciones tan punteras al campo de la economía real por cuanto no se producen los mismos avances en productividad y competitividad que se alcanzan en otros países como USA, Japón y otros del sudeste asiático. La idea es trasladar los resultados de esas investigaciones a productos y/o servicios innovadores, a nuevas formas de organizar la producción y/o de prestar los servicios para conseguir mejoras de competitividad que puedan redundar en un incremento del desarrollo y del bienestar europeos.
      La intención, por tanto, es aunar toda la investigación, sea básica o aplicada, para conseguir los mayores avances y los mejores resultados.
      Esperamos seguir contando con su colaboración y aportaciones. Como sabe puede dejar sus comentarios y propuestas al documento de ANÁLISIS y DAFO del SISTEMA ANDALUZ DE INNOVACIÓN.
      Puede consultarlo siguiendo este enlace de la web de la ris3andalucía: http://ris3andalucia.es/documento/analisis-ris3andalucia/

      Atentamente,
      Secretaría Técnica RIS3ANDALUCÍA

  2. Germán Carretié Warleta Responder ↓

    El documento aportado es amplio y desarrolla una acción continuada de la Administración Pública Andaluza sobre la economía, la educación y el fomento de la actividad empresarial.

    Mis comentarios sobre el análisis:

    1.- I+D: El documento realza el peso predominante de la inversión por parte de las Administraciones Públicas, en especial las Universidades en la Investigación y Desarrollo. Por otro lado, el documento destaca el escaso aporte de las empresas privadas. Es ésta una de las grandes debilidades del tejido I+D de nuestra región. Nuestras Universidades están en los últimos lugares de reconocimiento entre las españolas. Su pésimo resultado se ve afectado por los programas educativos, y la escasa o nula interacción con instituciones de peso en el ámbito europeo.
    2.- Formación media. El informe nos introduce a que Andalucía sigue teniendo un déficit de técnicos medios. Las universidades españolas, las empresas y el sistema educativo son un clara debilidad.
    3.- Nuestro sistema productivo tiene un claro balance agrícola. Este es un aspecto de muy alto potencial. Y es una gran fortaleza que tenemos que aprovechar para mejorar tanto en el sector primario como secundario.
    4.- nuestro sector terciario está muy por debajo de sus capacidades. Nuestros futuros emprendedores deben experimentar en aquellos lugares donde la rentabilidad de la inversión en este sector nos supera. De la misma manera, las administraciones que son responsables de dar un entorno a este sector, deben a su vez realizar revisiones de sus estrategias basados en modelos de éxito.
    5.- Nuestro tejido industrial está dimensionado muy por debajo del resto de España si lo consideramos por número de habitantes. Se menciona que los centros de decisiones, o bien no están en Andalucía, o bien pueden desplazarse a lugares de mayor productividad. De la misma forma que otras regiones toman medidas con éxito para incentivar la ubicación de estos centros, Andalucía lo puede tomar, siempre que adopte medidas de comprobada efectividad en regiones de similares condiciones a las nuestras.

    Por ultimo, me gustaría comentar el potencial crecimiento de nuestra región si atraemos los centros de decisiones europeos a nuestra región.
    Y también que la mayor debilidad se encuentra en nuestro sistema educativo, que nos lastra desde décadas a las postreras regiones del mundo. Nos debemos sentir orgullosos de reconocerlo y tomar drásticas medidas para que las generaciones que vienen sean tan competitivas o más como las de nuestro entorno.

    • Editor Responder ↓

      Estimado Sr. Carretié,

      Ante todo, agradecer su interés por la Elaboración de la Estrategia de Innovación de Andalucía 2014-2020 (RIS3ANDALUCIA).
      Sus aportaciones, sin duda, enriquecen los análisis realizados y nos aportan opiniones a tener en cuenta en las siguientes fases de elaboración de la RIS3ANDALUCIA.
      Fases en las que esperamos seguir contando con su colaboración por la visión sobre la economía y el sistema educativo de Andalucía que nos han hecho llegar.

      Atentamente.
      Secretaría Técnica RIS3ANDALUCÍA.

  3. José Ignacio Castillo Manzano Responder ↓

    En primer lugar, desde el Applied Economics & Management Research Group queremos expresaros nuestras sinceras felicitaciones por la calidad de los documentos que habéis colgado en el website, que además muestran lo avanzada que se encuentra actualmente esta iniciativa en nuestra Comunidad, frente a otras regiones españolas.

    Como consecuencia, las apreciaciones y recomendaciones que os enviamos a continuación respecto al Análisis DAFO solamente tienen la pretensión de matizar constructivamente algunos de los aspectos abordados en el mismo; siempre desde la visión subjetiva y la especialización de nuestro Grupo de Investigación, Applied Economics & Management, y con el ánimo de enriquecer, aún más si cabe, el documento presentado:

    a) Debilidades

    – Entre las debilidades en general, se aprecia un cierto sesgo hacia el sector privado. Con objeto de incrementar la visibilidad y aceptación social de las actuaciones públicas, podría resultar interesante introducir también algo de autocrítica respecto al Sector Público.

    Por ejemplo, en nuestro ámbito, este diagnóstico podría referirse al hecho de que, a pesar de los importantes esfuerzos realizados durante los últimos años por el conjunto del sistema educativo andaluz y por las Universidades en concreto, la posición de nuestras actividades investigadoras e innovadoras manifiesta aún un importante retraso con relación a la media mundial, europea y nacional. Éste se ve reflejado en una limitada visibilidad internacional y un posicionamiento mejorable en los principales rankings internacionales educativos (por ejemplo, el Informe Pisa de la OCDE) y de investigación (por ejemplo, el Ranking ARWU de la Universidad Jiao Tong de Shanghai).

    En este sentido, y para contrarrestar la debilidad antes expuesta, se puede exponer la oportunidad de reforzar el papel de la Universidad, fomentando e incrementando su articulación con el resto de agentes de los sistemas andaluces de I+D+i, especialmente los centros tecnológicos y las empresas. Mediante la alineación entre el mundo universitario y empresarial, se estaría incentivando un modelo de investigación de excelencia orientado hacia las empresas similar al existente en los países más desarrollados, lo que facilitaría activamente la transferencia de resultados tecnológicos y la resolución de problemas concretos del tejido empresarial.

    Estos matices se compensarían de sobra en el apartado de fortalezas del documento, en el que figuran ya varias referencias positivas que equilibrarían la autocrítica moderada planteada anteriormente, por ejemplo: “Existencia de un sistema consolidado de Ciencia, Tecnología e Innovación en el que las Universidades y las empresas innovadoras tienen un papel esencial para avanzar hacia un nuevo modelo económico fundamentado en el conocimiento” o “Existencia de una importante red de infraestructuras científico – tecnológicas que generan importantes entornos de oportunidades en Andalucía.”

    – A este respecto, y en lo que se refiere a la debilidad “Reducción de la inversión en investigación e innovación educativas y en TICs aplicadas a la educación”, entendemos que resulta un poco redundante hablar de inversiones en innovación educativa y en TICs aplicadas a la educación, ya que la primera engloba a la segunda. Propondríamos, como alternativa, expresarlo como: “Reducción de la inversión en investigación e innovación educativas, como, por ejemplo, en TICs aplicadas a la educación”. Además, así se consigue que la investigación y la docencia reciban una misma ponderación explicita en cuanto a la demanda de inversión.

    – Por otra parte, la debilidad recogida al inicio del documento original como “Lejanía de los mercados y de los centros de decisión de la Unión Europea, como consecuencia de su situación en la periferia sur de la Unión Europea”, podría incluir también algunas deficiencias que nuestra Comunidad presenta en infraestructuras de transporte, especialmente en la red de transporte ferroviario de mercancías y las conexiones del mismo con nuestros puertos, lo que unido a nuestra posición geográfica periférica dificulta la vertebración de nuestro territorio con el exterior y sobre todo, el acceso a los grandes mercados europeos. Se trataría de establecer las condiciones adecuadas que permitan intensificar la intermodalidad, en beneficio de un transporte de mercancías más ágil y extenso que conecte fácilmente a nuestro sector productivo con los principales nodos logísticos.

    b) Amenazas

    – Dentro del bloque de amenazas, se debería mencionar la expansión a nivel mundial de los nuevos modelos del consumo turístico de sol y playa, basados en fórmulas como el All Inclusive, con dominio de cadenas hoteleras de fuera de la región; lo que sin duda, limita los efectos de arrastre tanto sobre el propio sector turístico y hostelero andaluz, como sobre otros sectores económicos de la región.

    c) Fortalezas

    – Asimismo, habría que destacar también como fortaleza, la existencia de sinergias importantes entre algunos de los principales sectores económicos de nuestra comunidad. Por ejemplo, el gran éxito tradicional del turismo sirve para la promoción internacional del importante sector agroalimentario, siempre que se consiga acercar al turista al consumo de productos locales.

    – Se podría ampliar la fortaleza “Modelo territorial equilibrado sustentado en una potente red de ciudades medias”, poniendo mayor énfasis en la dotación que presentan nuestras principales ciudades de un capital de infraestructuras públicas de vanguardia en campos como el transporte, tanto privado como público, los parques tecnológicos o temáticos o el turismo de congresos; lo que las convierte en atractivos lugares para los negocios, así como en determinados casos, en referencia internacional en urbanismo sostenible. A este respecto y como contrapunto, sería apropiado sondear la posibilidad de incluir en el bloque de debilidades, la no muy extensa tradición de colaboración en proyectos conjuntos entre las ciudades andaluzas.

    – La fortaleza “Importante riqueza de recursos naturales y culturales que pueden ser puestos en valor” podría matizarse, puesto que de su redacción actual parece desprenderse la idea de que dichos recursos no son valorados de forma alguna en estos momentos por parte, por ejemplo, de los responsables del éxito del turismo de sol y playa y cultural en Andalucía. Quizás la expresión “que pueden ser puestos en valor” se podría sustituir por “de los que se puede obtener un mayor rendimiento”.

    – Más allá de las controversias actuales, dentro de las fortalezas, se podría hablar de la paz social que ha disfrutado tradicionalmente nuestra comunidad basada en dos décadas de concertación social entre gobierno regional, sindicatos y empresarios. Creemos que, en general, ante las actuales dificultades macroeconómicas a nivel mundial, los países mediterráneos hemos salido perjudicados en la visión internacional que se tiene en este aspecto. La difusión en los principales medios de comunicación de imágenes que representan las lógicas protestas de la población ante los sistemáticos recortes sociales, pueden haber alterado negativamente nuestra imagen, en detrimento de nuestras posibilidades como lugar de negocios, de ahí la necesidad de hacer referencia a esta fortaleza.

    – Entendemos que la fortaleza “Incremento de la circulación de personas y mercancías hacia Europa y desde Europa hacia el exterior, vinculado a los nuevos modelos de movilidad sostenible (transportes ferroviario, automovilístico, naval y aéreo; áreas logísticas, y al desarrollo de las redes de ciudades)”, resulta imprecisa y que debería reescribirse. Tal como aparece en el documento original, encontramos términos inadecuados (por ejemplo, tradicionalmente no se utiliza la expresión “transporte naval” sino “transporte marítimo”, el adjetivo naval en cambio se utiliza en contextos diferentes al que se hace referencia en este texto, como en construcción naval), así como la combinación de conceptos que no guardan ninguna coherencia entre sí (el que se haya producido un considerable aumento de los movimientos de personas y mercancías, en principio, no guarda ninguna relación directa con el transporte sostenible; y lo que se entiende por transporte sostenible, tampoco queda correctamente definido con los ejemplos que se mencionan entre paréntesis).

    – Entendemos que la fortaleza “Las necesidades de realización de investigaciones e innovación a nivel internacional en áreas en las que Andalucía está bien posicionada a nivel mundial y dispone de grupos de investigación y empresas, así como de marcos regulatorio con capacidad de dar respuesta a las mismas (salud, energías renovables, logística, alimentación saludable, turismo y bienestar social, etc.)”, podría ser expresada de forma más humilde y sencilla. Personalmente, conocemos bien dos de las áreas de investigación que se mencionan (logística y turismo), y, lamentablemente, Andalucía no se encuentra situada entre los referentes europeos en las mismas en investigación competitiva o aplicada. Por ejemplo, en logística, nuestra comunidad se encuentra aún claramente en una fase muy inicial, donde tenemos más que aprender de los demás de lo que podemos enseñar; en resumen muy lejos todavía de los estándares del norte de Europa y mucho más de los de Asia. Quizá podría matizarse más la redacción con la siguiente alternativa, en la que también se quita el “etc.”: “Las necesidades de realización de investigaciones e innovación a nivel internacional en áreas por las que Andalucía ha decidido apostar sólidamente mediante grupos de investigación y empresas, así como la formulación de marcos regulatorios con capacidad de dar respuesta a las mismas (salud, energías renovables, logística, alimentación saludable, turismo y bienestar social, entre otras áreas)”

    d) Oportunidades

    – Dentro del apartado de oportunidades, se puede hacer hincapié en el hecho de que la abundancia de grandes infraestructuras de transporte en Andalucía (por ejemplo en puertos o aeropuertos con gran capacidad disponible) permitiría, optimizando la gestión de las mismas, generar mayor riqueza a partir de la expansión de actividades económicas en expansión como, por ejemplo, las relacionadas con la logística, el turismo de cruceros o el transporte aéreo basado en aerolíneas de bajo coste. Lo que, en los dos últimos ejemplos, sin duda ejercería un positivo efecto indirecto sobre la recuperación de otros sectores de nuestra comunidad más afectados por la actual crisis económica, como el comercio tradicional.

    – Por último, entendemos que si se menciona como oportunidad “El crecimiento de las economías de los países en vías de desarrollo y emergentes que supone un fuerte avance en la globalización y en la apertura de nuevos mercados, especialmente por la proximidad geográfica en el caso de los países de la ribera sur del mediterráneo y por factores culturales y de una lengua común en el caso de los latinoamericanos”, quizás habría que incluir paralelamente como amenaza, los riesgos de fuerte inestabilidad política y social a los que se encuentra sometida la ribera sur del Mediterráneo, especialmente desde diciembre de 2010.

    Reiterando nuestras felicitaciones por vuestro trabajo, no dudéis en pedirnos aclaraciones sobre cualquier comentario.

    Saludos cordiales y Felices Fiestas.

    José Ignacio Castillo Manzano como IP del Applied Economics & Management Research Group de la Universidad de Sevilla (aem.us.es/).

    • Editor Responder ↓

      Buenos días,

      Ante todo, agradecer su interés por la Elaboración de la Estrategia de Innovación de Andalucía 2014-2020 (RIS3ANDALUCIA).
      Sus aportaciones, sin duda, enriquecen los análisis realizados y nos aportan opiniones a tener en cuenta en las siguientes fases de Elaboración de la RIS3ANDALUCIA.
      Fases en las que esperamos seguir contando con la colaboración de usted y de su grupo, por la profunda y especializada visión de Andalucía que nos han hecho llegar.

      Atentamente.
      Secretaría Técnica RIS3ANDALUCÍA.

  4. Cluster Marítimo-Marino de Andalucía Responder ↓

    En primer lugar, queremos daros la enhorabuena por el trabajo desarrollado hasta el momento en la planificación de la Estrategia de Innovación. Formamos el primer Clúster Marítimo-Marino de Andalucía (CMMA)), que se compone de empresas innovadoras con una alta cualificación tecnológica de distintos subsectores como son: pesca, acuicultura, construcción naval, transporte marítimo, náutica de recreo, investigación marítima y formación, puertos y actividades portuarias, industrias auxiliares y de extracción marítimas, turismo marítimo, arqueología submarina, etc. El objetivo de este Clúster es la promoción y el desarrollo del sector marítimo andaluz, para alcanzar mayor competitividad de todo el sector y en defensa general de sus intereses, así como la creación y el desarrollo de un marco legal adecuado para el desarrollo de dicha industria en Andalucía, España y el resto del mundo.
    Por ello, exponemos las siguientes alegaciones, para que se tengan en cuenta en la redacción de dicha Estrategia.
    En este análisis se describe la situación actual del sector marítimo-marino andaluz atendiendo a sus debilidades y fortalezas internas así como, a las amenazas y oportunidades a las que el entorno tanto social como económico se encuentra expuesto.
    Se trata de una parte esencial del plan estratégico sostenible del sector marítimo-marino andaluz, ya que su resultado marca las líneas sobre las que se sustentan las estrategias aplicables de futuro.
    La complejidad de las distintas actividades, hace que aportemos unas nociones básicas de este análisis, todavía no concluyente y en proceso de desarrollo, y aportará las claves para el futuro en nuestra comunidad para el sector marítimo-marino.
    DEBILIDADES
    1. Exceso de burocracia en los procesos administrativos, que provoca la huida de la inversión tanto extranjera como nacional.
    2. Densa legislación, donde intervienen varias administraciones (local, autonómica, nacional, etc.).
    3. Dificultad de acceso a la financiación y las ayudas europeas de proyecto de I+D del sector privado.
    4. Dificultad para poder internacionalizarse.
    5. Formación técnica escasa, y la existente muy relacionada con el mundo académico y no empresarial.
    6. Falta de promoción y marca exterior de subsectores emergentes dentro del sector marítimo-marino andaluz.
    7. Falta de conexiones entre el transporte ferroviario de mercancías y los centros portuarios.
    8. Falta de un Plan Estratégico del sector Marítimo-marino para el horizonte 2015-2020.
    9. Falta de conocimiento del mar.
    10. La no puesta en común de los esfuerzos en materia de investigación de los Estados miembros.
    11. La insuficiencia de mano de obra y de científicos capaces de aplicar las nuevas tecnologías en el entorno marino.
    AMENAZAS
    1. Dificultad de penetración en los mercados internacionales por exigencias técnicas, jurídicas y de calidad.
    2. Falta de incentivos a la economía azul.
    3. Inversiones en el territorio del Norte africano, que dificultan el desarrollo de los subsectores en Andalucía.
    4. Situación desfavorable en la balanza fiscal frente a otras zonas.
    5. Existencia de un sistema en proceso de consolidación de Ciencia, Tecnología e Innovación en el que las Universidades y las empresas innovadoras, sin estar fomentado en el modelo de la Triple Hélice.
    FORTALEZAS
    1. La estabilidad jurídica y social.
    2. Calidad de infraestructuras y buenas conexiones aeroportuarias con el exterior.
    3. Existencia de una importante red de infraestructuras ferroviarias de alta de velocidad.
    4. La comunidad andaluza tiene y gestiona un importante patrimonio cultural subacuático.
    5. El ritmo exportador se ha intensificado.
    6. Calidad de nuestros servicios y productos.
    7. Personal técnico altamente cualificado pero escaso.
    OPORTUNIDADES
    1. Apertura de nuevos mercados en el ámbito comercial, económico, etc.
    2. Desarrollo de nuevos subsectores: energías marinas, mares y océanos, salud y ocio, acuicultura, certificación I+D, arqueología subacuática.
    3. Creación de lazos comerciales y cooperación con América Latina, al compartir cultura e idioma.
    4. Incremento de la circulación de personas y mercancías hacia Europa y desde Europa hacia el exterior, vinculado a los nuevos modelos de movilidad sostenible (transportes ferroviario, marítimo-portuario, automovilístico, naval y aéreo; áreas logísticas, y al desarrollo de las redes de ciudades).
    5. Las KIC (comunidad de conocimiento e innovación), que están integradas en el Instituto Europeo de Innovación y Tecnología (EIT), pueden estimular la innovación de múltiples formas, por ejemplo a través de la realización de programas de formación y educación, facilitando la transición entre la fase de investigación y la de explotación en el mercado y estableciendo proyectos de innovación y viveros de empresas.
    6. La Comisión Europea apuesta por la innovación en la economía azul para aprovechar el potencial de crecimiento y de creación de empleo que encierran nuestros mares y océanos. Ej. Convocatoria Waterclima.
    Andalucía y la mar ocupan un papel destacado en la economía, tanto de la propia región como la del país. Conscientes de la importancia capital y del carácter estratégico del Sector del Mar, el Clúster Marítimo-Marino de Andalucía (CMMA) nace con la vocación de impulsar al sector, su integración, así como el estudio de muchos de los indicadores económicos que monitorizan el estado del sector. Su aportación al PIB, el empleo que genera el sector, así como los nichos de mercado existentes, sus necesidades y demandas.
    La importancia de este sector, que también es considerado clave para Europa y que en el caso de nuestra región, clave geográfica y estratégicamente respecto al eje mediterráneo-atlántico avalado en estos por valores macroeconómicos en 26.000 millones de euros (VAB) y que supone el 3% del PIB total de nuestra economía estatal.
    INDICADORES DEL PESO DEL SECTOR MARÍTIMO EN LA ECONOMÍA ESPAÑOLA
    Fuente: Plan estratégico e indicadores del peso del sector marítimo en la economía Española. Fund. Innovamar

    Sectores VAB (millones de euros) Empleo (miles de personas) Peso en el VAB Peso en el Empleo Multiplicador VAB Multiplicador Empleo Peso en el VAB total Peso empleo total
    Total Sector del Mar 26.873 462 2,75% 2,29% 2,54 2,81 6,96% 6,47%
    Construcción Naval 844 39 0,09% 0,19% 4,66 2,53 0,40% 0,49%
    Industria Auxiliar 3.099 45 0,32% 0,22% 3,79 4,93 1,20% 1,10%
    Transporte Marítimo 1.129 13 0,12% 0,06% 2,98 3,90 0,34% 0,25%
    Pesca 1.693 45 0,17% 0,22% 2,04 1,75 0,35% 0,39%
    Puertos 9.366 94 0,96% 0,46% 1,91 2,77 1,82% 1,29%
    Armada 704 26 0,07% 0,13% 2,31 1,80 0,17% 0,24%
    Turísmo Marítimo 3.303 62 0,34% 0,31% 2,59 2,72 0,87% 0,84%
    Investigación Marina 392 9 0,04% 0,04% 2,56 2,48 0,10% 0,11%
    Náutica de Recreo 1.079 16 0,11% 0,08% 5,27 6,71 0,58% 0,54%
    Comercio y Distribución 2.938 52 0,30% 0,26% – –
    Seguros y Banca 1.734 17 0,18% 0,08% – –
    Otras Actividades 593 43 0,06% 0,22% – –

    Para poder seguir desarrollando este potencial. El Sector Marítimo-Marino de Andalucía debe contar con un Plan Estratégico específico de Andalucía 2015-2020. De hecho el Plan Estratégico Nacional se ha centrado en niveles macroeconómicos, por lo que mediante la presente alegación se pretende desarrollar desde esta base, zonas concretas que tienen una serie de particularidades propias. El ejemplo más claro lo tenemos con el Plan Estratégico para el Desarrollo Sostenible de la Zona de Pesca de Almería Occidental y acuicultura. Es por ello que lo que se pretende es desarrollar de forma local planes estratégicos que tendrán resultados distintos por la complejidad de cada zona pero con una visión andaluza englobando a todos los subsectores que participan en el sector marítimo-marino.

    Acuicultura (42, 47, 27, 30 y 44)
    El medio marino conforma una importante fuente de alimento indispensable para abastecer a la creciente población humana, por lo que se hace necesario la investigación y desarrollo en la búsqueda de fórmulas que permitan su explotación sostenible y conservación.
    Con la firme intención de paliar la sobreexplotación existente en los caladeros, se pretende dejar constancia mediante la presente, de la importancia del sector acuícola para nuestra región. Es por ello, que se debe potenciar y fortalecer la acuicultura en la comunidad autónoma de Andalucía para contribuir a la preservación del entorno social-económico y a la protección de nuestros mares.
    Para la consecución de tal fin se proponen las siguientes acciones:
    – Desarrollo e investigación de nuevas especies de cultivo destinadas al sector acuícola así como, el estudio y aplicación de nuevas técnicas de cultivo más sostenibles y respetuosas con el medio ambiente.
    – Realización de proyectos pilotos dirigidos a la adquisición de nuevos conocimientos y tecnologías innovadoras (acuicultura multitrófica, prevención y profilaxis en especies de cultivo, mejora de piensos, etc.).
    – Promoción de la acuicultura y sus productos mediante campañas formativas e informativas tanto a profesionales del sector como a la población en general.
    – Establecimiento de acciones estructurales en el sector de la acuicultura, la transformación y comercialización de sus productos.
    – Propiciar inversiones productivas y de modernización en el sector acuícola.
    – Estudio de los aspectos relacionados con la economía azul, su gestión empresarial, gestión de recursos humanos, estrategias comerciales, etc.
    – Instauración de métodos de acuicultura que mejoren los efectos positivos sobre el medio ambiente en comparación con las prácticas normales en el sector de la acuicultura.
    El Estrecho de Gibraltar como una oportunidad. Economía Azul (47, 11)
    109.395 al año, 300 cada día, 12 cada hora. Esas son las cifras que arroja el Estrecho de Gibraltar en una incesante actividad de mercantes y ferries . Este movimiento de tráfico marítimo debe ser aprovechado por los diferentes segmentos sector marítimo-marino.
    El sector naval dispone de excelentes instalaciones y, comercialmente, sus marcas son reconocidas por armadores de todo el mundo. Adicionalmente, disponemos de ingenierías capaces de trabajar conjuntamente con otras europeas y conseguir el diseño, detalle necesario para un proyecto naval. Igualmente sucede con los suministros, aunque en algunos segmentos seríamos dependientes del exterior en el suministro de equipos, cabe la alternativa de desarrollos de colaboraciones o cooperaciones, o bien, acordar el suministro de estos con el armador. En otros segmentos, la posibilidad de desarrollo de tecnología propia es mucho más viable a través de colaboración multisectorial.
    Estamos por tanto en una situación donde podemos decir que tenemos instalaciones, que podemos conseguir recursos humanos formados o a formar, y que existen marcas que fueron y son bien consideradas.
    Por otro lado, nuestra ubicación geográfica nos obliga a entrelazar líneas de comunicación con el Norte africano más inmediato potenciando las relaciones comerciales, empresariales, entre países a través de convenios institucionales y empresariales que permitan un mayor rendimiento y efectividad en los distintos subsectores.
    Para la consecución de tal fin se proponen las siguientes alegaciones:
    – Cooperación y colaboraciones entre empresas.
    – Crear proyectos de investigación en base al modelo Triple Hélice.
    – Fomentar la comercialización de nuestros servicios.
    – Cooperar con países del Norte de África (Marruecos, Túnez, Argelia, etc.).
    El patrimonio cultural subacuático de Andalucía. (47)
    Convención sobre la Protección del Patrimonio Cultural Subacuático 2001, ratificada por España el 6 de junio de 2005. Nos da la oportunidad de gestionar de forma sostenible este patrimonio. Lamentablemente y a pesar de la ratificación, se realizó el mayor expolio de la historia de nuestro país por la compañía Odyssey Marine Exploration .
    Es por ello, y debido a que Andalucía por su pasado histórico es una potencia en este tipo de patrimonio, debería de jugar un papel fundamental para el desarrollo de la investigación arqueológica subacuática.
    Para ello, proponemos que se utilice el modelo de triple hélice, que tan buenos resultados está originando en otros países y en otros sectores. De hecho, la relación en espiral de administración, universidad y empresas es un modelo que fomenta la innovación y el crecimiento.
    Este modelo de innovación puede proporcionar datos sobre el estado del patrimonio submarino, realizando estudios científicos pormenorizados de los fondos oceánicos. A raíz de estos estudios se puede intervenir, evaluar, proteger, difundir, investigar,… nuestro patrimonio cultural subacuático. De hecho se calcula que, si se pusieran a disposición general los datos marinos de alta calidad con que cuentan los organismos públicos de la UE, la productividad mejoraría en más de mil millones EUR al año .

    Finalmente, y a modo de alegación, proponemos los siguientes hitos:
    – Formación especializada en tecnología de alta profundidad.
    – Crear proyectos de investigación en base al modelo Triple Hélice.
    – Incorporar el patrimonio cultural subacuático al paisaje marino, como otra línea más de investigación dentro observaciones y estudios de los fondos marinos en Europa, y por ende en Andalucía. Para elaborar y desarrollar inventario y catálogos de yacimientos arqueológicos submarinos de alta y baja profundidad.
    – Desarrollar y facilitar modelos sostenibles para el conocimiento de nuestro patrimonio arqueológicos submarino.
    Buque limpio. (4, 19)
    En base al Convenio de Barcelona para la protección del mar Mediterráneo de la contaminación es una convención regional para prevenir y disminuir la contaminación desde buques, aeronaves y fuentes terrestres al Mar Mediterráneo. Para ello, entendemos que lo ideal es fomentar la eficiencia energética y monitorización en el transporte marítimo. Existen distintos buques que han desarrollado sistemas de eficiencia energética en los motores de combustión dedicados al transporte marítimo, mediante la monitorización y tratamientos de optimización energética, con el objeto de reducir las emisiones contaminantes.
    A pesar de que el transporte marítimo solo se le atribuye a nivel mundial el 4% de la emisiones de CO2, el crecimiento de la flota comercial se ha duplicado en estas últimas décadas, es por ello que la investigación y desarrollo hay que realizarla en estos momentos para conseguir un número de emisiones reducidas en el futuro. Existen un alto grado de investigación en energías renovables que se están aplicando en distintos sectores, sobre todo en el sector del automovilístico. Es por ello, que aprovechando estos avances se debería apostar por incorporar esta energía al transporte marítimo.
    Al crear un buque limpio sin ningún tipo de contaminación, se evitaría posibles vertidos de hidrocarburos de hecho los vertidos ilegales y operaciones rutinarias de los buques arrojan entre 666.000 y más de 2,5 millones de toneladas de hidrocarburos cada año al mar, siendo cerca de 280.000 de estas toneladas proceden del combustible y aceites de buques no petroleros. En el caso del Mediterráneo es el mar más contaminado por este tipo de vertidos, pudiendo estos llegar a ser de unas 490.000 toneladas al año .
    Para ello, proponemos las siguientes alegaciones:
    – Fomentar la huella de carbono en la flota pesquera andaluza para diferenciarse en el mercado.
    – Mejorar la gestión en el transporte con el fin de reducir las emisiones o vertidos.
    – Crear un protocolo de actuación en caso de vertidos
    – Crear zonas controladas para realizar el proceso de operaciones de bunkering o carga de combustible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *